CCOO y UGT exigen cambiar las políticas de austeridad y desbloquear los convenios laborales

Con el lema, "No hay excusas", hoy ha tenido lugar la principal movilización andaluza del Día Internacional de los Trabajadores en Málaga capital, encabezada por los secretarios generales de UGT y CCOO. La movilización "es una llamada de atención a aquellos que nos quieren situar solo en la economía del turismo, un burbuja que no sabemos cuando va a explotar", expresan desde los sindicatos

CCOO y UGT exigen cambiar las políticas de austeridad y desbloquear los convenios laborales



Carmen Castilla y Francisco Carbonero, los secretarios generales de UGT y CCOO en Andalucía,respectivamente, han exigido hoy al Gobierno central que “cambie el rumbo de las políticas de austeridad neoliberales”. También han instado a la patronal a que desbloquee los convenios colectivos en sectores como el turístico “que tienen una gran ocupación y son los que están explotando a la gente con más intensidad“.

Con el lema, “No hay excusas”, Castilla y Carbonero han encabezado la principal movilización andaluza del Día Internacional de los Trabajadores en Málaga capital.  Durante la marcha los sindicatos han reivindicado una mayor protección social de los ciudadanos en cuanto a las pensiones y prestaciones por desempleo y han exigido, tanto a las instituciones públicas como a la patronal, que la generación de riqueza en las empresas tenga como consecuencia un empleo de mayor calidad  y mejores condiciones y  capacidad de compra de los trabajadores.

Para Castilla la movilización del 1 de mayo es un modo de “decirle al Gobierno del PP que cambie el rumbo de las políticas de austeridad neoliberales, pues el resultado no es otro que la precariedad y la pobreza”. Asimismo, ha reivindicado unos “salarios dignos” para que las familias “puedan afrontar un proyecto de vida digno”.

La secretaria general de UGT ha advertido que “somos el segundo país con más desigualdad en Europa después de Chipre. Por ello, ha expresado “hay que cambiar las políticas para que la recuperación económica, que ya está llegando a las empresas, llegue a las clases trabajadores y a las familias”.

También, Carmen Castilla ha lamentado que Andalucía “no está dando respuesta” a los jóvenes,  “estos tienen que irse no solo de su comunidad, sino de su país a buscar una salida porque aquí no se le está dando”. Así, ha manifestado, “se está produciendo una descapitalización de capital humano”, ha señalado.  Del mismo modo, ha mostrado su preocupación por la brecha salarial de género, que alcanza “el 25,7 por ciento”. “Las mujeres ganamos 6.000 euros menos al año que los hombres, eso es insostenible”, ha apuntado.

Por último, la secretaria de UGT en Andalucía ha exigido al Gobierno español que “se replantee los presupuestos generales del Estado (PGE), que han dañado y castigado a nuestra comunidad sin tener en cuenta la población”.

Por su parte,el secretario andaluz de CCOO ha indicado que el acto central andaluz del Primero de Mayo en Málaga es “una llamada de atención a aquellos que nos quieren situar solo en la economía del turismo”.Esta situación, “es una nueva burbuja que no sabemos cuándo puede explotar”. Por ello, ha realizado un llamamiento a las instituciones y a los empresarios turísticos “para que normalicen las relaciones laborales y para que se comience a proyectar un turismo de calidad”. “A ver si algún día acabamos con la gallina de los huevos de oro”.

Para el secretario andaluz de CCOO, este Primero de Mayo es “un toque de atención” a la patronal para que “desbloquee los convenios colectivos”. “No vamos a estar permitiendo que los resultados y los beneficios que está dando el ejercicio 2016 a las empresas españolas no tengan la repercusión medianamente aceptable y digna que debe tener en la sociedad”, ha subrayado, reiterando que “queremos que las empresas ganen dinero, pero no queremos que ese dinero vaya a los empresarios y no a la calidad del empleo ni a mejorar las condiciones de compra de los ciudadanos”. 

Por último, ha manifestado que “no es admisible” el actual proyecto de los PGE para 2018, que lo ha equiparado al del Gobierno de Aznar en 2002. “Frente a una población andaluza del 18 por ciento, que la inversión que dedican los PGE sea del 13 por ciento es una desvergüenza”, ha criticado.

En este sentido, ha exigido a la Junta que “lidere una contestación. Andalucía tiene que rebelarse contra estas políticas de discriminación del PP”, a lo que ha concluido reclamando al presidente de los ‘populares’ andaluces, Juanma Moreno, “que diga a su partido que Andalucía no soporta más desprecio y discriminación”.