El Clínicas Rincón, ante el reto de ganar a Óbila en el inicio de las semifinales

El Clínicas Rincón, ante el reto de ganar a Óbila en el inicio de las semifinales



Sin apenas tiempo para digerir la victoria ante SAMMIC en los ¼ de final del Play Off de ascenso a LEB Oro, el Instituto de Fertilidad Clínicas Rincón viaja a Ávila para hacer frente a los dos primeros partidos de la eliminatoria de semifinales ante el Carrefour El Bulevar de Ávila. Los chicos de Paco Aurioles, Chiki Gil y Paco Vázquez tienen ante sí el reto de ganar en una pista donde ya cayó en la liga regular, pero ante un equipo al que en Torremolinos se superó por 64-63 y se certificó la permanencia. El primer partido se jugará el viernes 22 a las 21 hora,s mientras que el segundo envite será el domingo 24 a partir de las 20.00.

Óbila es uno de esos equipos que ha estado toda la temporada en la parte alta de la tabla y que ha ido creciendo conforme ha ido pasando la competición. Con 15 victorias, se colaron en sexta posición en la lucha por el ascenso. Se han enfrentado en cuartos al Covirán Granada, al que vencieron por un claro 0-2, algo que habla por sí solo del potencial del equipo de David Mangas. Con dos malagueños en su plantilla –José Antonio Jiménez, ex del Clínicas, y Berni García- los abulenses son favoritos en esta serie a cinco partidos, pero tendrán que deshacerse del guerrero Clínicas Rincón si quieren pasar a la final.

No obstante, los malagueños creen firmemente en sus opciones. Así se siente en la plantilla malagueña, que está al “100% y con muchas ganas de que empiecen las semifinales. Pocos creían que podíamos llegar hasta aquí, pero nosotros siempre sabíamos que teníamos posibilidades. Contra Ávila, al ser una serie más larga, tenemos que hacer las cosas con más calma, pero con la misma ambición con la que hemos trabajado hasta hoy”. Carlos de Cobos, el veterano del equipo con tan solo 27 años, sabe que “a lo mejor no somos favoritos, pero no por eso no nos van a respetar. Ante Azpeitia tampoco lo éramos y fuimos capaces de superarles dos veces”. En el vestuario se habla de posibilidades reales, y no es para menos después de ver la que han liado estos chicos y después de poner patas arriba la prensa de esta ciudad. “Hemos flipado con la repercusión que tuvimos tras ganar en Azpeitia, y eso nos da mucha más fuerza para hacerlo bien en Ávila. Sin hemos superado unos cuartos de final, si conseguimos hacerlo en semifinales no sé qué van a decirnos. Tenemos confianza en nosotros y vamos a ir sin ningún miedo. Queremos ganar un partido allí en Ávila, ojalá sean dos, pero uno ya nos obliga a jugar dos encuentros en Torremolinos ante nuestra afición y ahí somos muy duros. Ya les ganamos en liga”. El que habla es Juanpe Jiménez, que se recuperó a tiempo para el tercer partido ante los vascos después de un fuerte golpe en el hombro tras caer al suelo junto a un compañero.

Paco Aurioles augura una serie muy igualada, sabiendo de la importancia de intentar ganar un partido en el Carlos Sastre. “Dos partidos allí son dos partidos seguidos en los que ellos tendrán la oportunidad de romper la eliminatoria, pero vamos con muchas ganas. El trabajo que están haciendo los chicos es muy bueno, han ganado en confianza después de darle la vuelta a una eliminatoria muy difícil como la anterior”. Así, una de las claves será “jugar sin prisas, haciendo las cosas como sabemos hacerlas y como hemos demostrado que podemos sacarlas. No va a ser nada fácil, pero nosotros somos nuestro principal rival. Somos jóvenes y cometemos a veces muchos fallos por la inexperiencia y por la vitalidad que desprendemos”. 

El equipo viaja el viernes en AVE y regresará el lunes tras el segundo partido. Durante los dos días que pasará en Ávila, habrá un entrenamiento con balón y dos sesiones de tiro antes de cada encuentro. Viajarán todos los integrantes de la plantilla, incluidos los juniors, además del trio de entrenadores formado por Paco Aurioles, Chiki Gil y Paco Vázquez junto a Pablo Moreno, delegado del equipo, y Ale Ballesteros, fisioterapeuta.