Este año hidrológico se perfila como el más seco del último lustro

Este año hidrológico se perfila como el más seco del último lustro



En este contexto, el año hidrológico 2016-2017 (1 de octubre a 30 de septiembre) está siendo el más seco de los últimos cinco años, al registrar una acumulación de precipitaciones media de 507 litros por metro cuadrado desde
el pasado 1 de octubre hasta el 31 de julio, frente a los 578 litros recogidos durante el mismo periodo de 2016, los 563,2 de 2015, los 582,9 de 2014, y los 777,1 de 2013, según datos facilitados a Europa Press por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Al comparar el agua embalsada en España desde el 1 de octubre al 31 de julio de los últimos 15 años hidrológicos, este ejercicio 2016-2017 es el más seco desde 2012, cuando se acumularon 418,8 litros por metro cuadrado. Aunque, según los datos, más seco que 2012 fue el 2005, cuando las lluvias recogidas ascendieron a 383,5 litros, el año con menos precipitaciones de los últimos 15, desde 2002.

Así, hasta julio de cada ejercicio hidrológico, y por orden de más acumulación a menos, está el año 2010 (810,4); 2013 (777,1); 2004 (686,5); 2011 (657,9); 2007 (651,4); 2003 (664,8); 2014 (582,9); 2016 (578); 2015 (563); 2008 (546,8); 2009 (544,3); 2006 (539,5); 2017 (507); 2002 (502,9) y el más seco, 2005 (383,2).

El investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en el Instituto Pirenaico de Ecología Sergio Vicente ha señalado que aunque las sequías en España son “recurrentes” por el propio clima Mediterráneo, “un factor determinante” que está “agravando la situación”: “el incremento de la vegetación por el abandono de los montes, que substraen agua, así como las altas temperaturas, que provoca que la atmósfera demande más” este recurso.

Asimismo, ha lamentado que España “no cuenta con un sistema de seguimiento de la sequía” por lo que se debería poner en marcha un “sistema de monitorización” para que este fenómeno y sus impactos “no pillen por sorpresa”.