La COAG recuerda que la granizada afectó a más de cien familias y pide celeridad en las ayudas

La COAG recuerda que la granizada afectó a más de cien familias y pide celeridad en las ayudas



El secretario provincial de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) Málaga, Juan Antonio García, ha lanzado un llamamiento a las administraciones públicas para que actúen con la mayor celeridad posible con el objetivo de garantizar la continuidad de la economía del centenar de familias de  El Morche, en el municipio axárquico de Torrox, cuyas cosechas e instalaciones quedaron arrasadas tras la violenta tormenta del pasado 30 de enero. García ha remitido una carta a la consejera de Agricultura de la Junta de Andalucía, Carmen Ortiz, solicitando una reunión con los productores y trabajadores damnificados en la visita que este próximo jueves realizará a Málaga, algo que también ha hecho saber al delegado provincial, Francisco Javier Salas.

Dos semanas después de que se produjera esta granizada las labores de reconstrucción de los más de cien invernaderos afectados apenas sí han podido comenzar mientras que 50 hectáreas destinadas al cultivo de hortalizas y verduras (pimientos, berenjenas, tomates, calabacines, pepinos…) se han quedado improductivas al perderse las cosechas. De momento, a falta de realizar la estimación total, los peritajes realizados por el Ayuntamiento de Torrox ya han contabilizado pérdidas que suman más de 1,5 millones de euros.

En este sentido COAG Málaga pide a los responsables públicos que no abandonen a su suerte a las familias perjudicadas por esta catástrofe y se involucren en la reconstrucción del sector primario en El Morche. Un área que además registra una alta tasa de desempleo constituyendo la agricultura la única salida laboral y sustento económico para una parte considerable de sus habitantes. “Es capital -señala Juan Antonio García- que se culmine cuanto antes la estimación de daños provocados por la tormenta de granizo y se faciliten los trámites administrativos para recibir las ayudas que faciliten la reconstrucción de las infraestructuras”.

Por otra parte, el responsable provincial de COAG ha subrayado la importancia de contar con seguros agrarios y ganaderos para poder hacer frente a los temporales e inclemencias del tiempo, más aún cuando las evidencias del cambio climático están aumentando la violencia y regularidad de estos fenómenos que ponen en jaque los medios de vida de los trabajadores del campo. Y si bien García ha vuelto a recalcar que los productores son los primeros responsables en no arriesgar su futuro y asegurar sus explotaciones, las restricciones a estas coberturas de la entidad AGROSEGURO no pueden constituir una cortapisa para el establecimiento de explotaciones agrarias, o la renovación de viejas estructuras, siendo necesario seguros de nuevo cuño adaptados a las singularidades del cultivo hortofrutícula en zonas como El Morche.