La columna de Fernando Elías: Atención social, asignatura deficiente

Esta mañana estaba entretenido mirando internet, dando un paseo por esa ventana abierta al mundo en la que puedes encontrar cualquier cosa que te interese, o resolver alguna duda sobre una materia concreta, o incluso adquirir determinados conocimientos de alguna cuestión que te interese. Internet es una herramienta muy eficaz, muy valiosa, sin ninguna duda, y no sólo por la información, sino también por el entretenimiento que puede aportar. Pero el artículo de opinión de esta columna no va de Internet y de sus ventajas, sino de un artículo publicado en el diario “ La Opinión de Málaga ” publicado el 03 de mayo de 2016, sobre el retraso en la apertura del Centro de día construido en el antiguo Hospital San Juan de Dios, para su cesión o concesión a la Asociación AFADAX que atiende a personas que padecen de Alzheimer, siendo su atención de ámbito comarcal.

Actualmente esta Asociación dispone de un local insuficiente para la demanda existente para atender a estas personas que necesitan, sin duda, una atención diaria y continua, fundamentalmente porque no podemos ni debemos prescindir de atenderlas, y porque como sociedad es un deber de todos y sobretodo de las administraciones públicas. Es una cuestión básica e ineludible que este Centro sea abierto sin más demora, y que se ponga al servicio de estas personas, de sus familias; nos hemos gastado más de 500.000 euros en rehabilitar esas instalaciones, las hemos equipado, y se encuentran cerradas, sin uso ni utilidad, y este hecho es una auténtica Vergüenza ( en mayúscula ), es inadmisible, intolerable, inaceptable, indefendible, injustificable, entre otros adjetivos que empiezan por “ in ”; por qué un gobierno que permita esta situación, que yo la podría considerar de tropelía “ legal ”, pero sin duda una inoperancia, inacción, ineptitud, incluso me atrevería a decir que es una dejación de funciones en el ámbito social, que causa impotencia no sólo en los enfermos de Alzheimer, sino en sus familiares, amigos y vecinos, incluso en toda la sociedad esta situación produce incredulidad y sorpresa, desagradable sorpresa.

Han pasado ya unos tres años desde que se finalizó la rehabilitación y equipamiento de este Centro, y sin embargo sigue cerrado a cal y canto, con el agravante de la necesidad, y esto es una cuestión que los vecinos de Vélez-Málaga y de la Comarca no debemos permitir, y me produce vergüenza ajena que no se haya disparado una alarma ciudadana y que no se hayan producido movilizaciones continuas o periódicas sobre este hecho por parte, no sólo de los afectados, sino también de los vecinos y de los diferentes grupos políticos que están representados en nuestro Ayuntamiento y de los que no están representados, así como a través de la Mancomunidad de Municipios cuyos intereses representan a todos los municipios de la Comarca de la Axarquía; no entiendo esta pasividad en temas tan necesarios, sensibles, y que a mí personalmente me produce vergüenza ajena, sonrojo y enfado a la vez.

En mi opinión, estas instalaciones no están ya abiertas por falta de interés y voluntad, o quizás por otros intereses que desconocemos, pero sin duda, este Centro no está abierto porque no ha habido empeño ni voluntad en ello. La nota que se puede dar en este ámbito es deficiente, suspenso y por tanto los miembros de este equipo de gobierno municipal, incluso de Mancomunidad deberán acudir a la recuperación en mayo de 2019, pero para aprobarla tendrán que estudiar mucho y esforzarse bastante más.

 

Comentarios
Cargando...
error: Contenido protegido

Si continúas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar