Un laboratorio de marihuana en Vélez- Málaga desmantelado por la Policía Nacional

La marihuana se cultivaba en un inmueble del barrio del Cerro. Han sido detenidas cuatro personas de nacionalidad española, por presuntos delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico.

Un laboratorio de marihuana en Vélez- Málaga desmantelado por la Policía Nacional



Agentes de la Policía Nacional han desmantelado en Vélez Málaga (Málaga) un laboratorio para el cultivo y elaboración de marihuana en una vivienda de la citada localidad y han detenido a cuatro personas, tres hombres y una mujer, todos ellos de nacionalidad española, por su presunta responsabilidad en los delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico.

Entre los arrestados figura un varón de 26 años quien, según las pesquisas, explotaba el invernadero -compuesto por 172 plantas de cannabis sativa- mientras disfrutaba del tercer grado penitenciario.

La investigación se inició en octubre a partir de unas informaciones recibidas por agentes de la Policía Nacional acerca de un grupo de personas que se dedicarían al tráfico de drogas.

Al parecer un intenso olor a marihuana y un ruido continuo emitido por unos motores delataron la existencia de un cultivo de marihuana en un inmueble del barrio del Cerro, en Vélez Málaga.

Tras las pesquisas correspondientes, los agentes identificaron y localizaron a los presuntos responsables del cultivo. Entre los investigados se hallan los moradores de la vivienda donde fue localizado el invernadero.

Según se desprende de la investigación, los habitantes del inmueble habían accedido a las pretensiones de un conocido que les propuso instalar un laboratorio de marihuana en el interior del domicilio. El fin de la producción de cannabis sativa era su venta al menudeo.

 

Enganche ilegal a la red eléctrica pública 

Los agentes constataron también cómo la vivienda carecía de contrato de suministro eléctrico, detectándose dos dobles acometidas con mangueras conectadas de manera fraudulenta al alumbrado público que alimentaban tanto al laboratorio de marihuana como a la casa.

El pasado día 14 de diciembre los agentes detuvieron tanto a los moradores del domicilio como al principal investigado, a quien atribuyen la instalación y explotación del invernadero. Todos ellos fueron arrestados por su presunta responsabilidad en los delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico.

Como resultado del registro, los agentes se han incautado de 172 plantas de marihuana en diferentes estados de crecimiento y floración, 8 gramos de cocaína, una pistola detonadora, una defensa eléctrica, 41,2 gramos de hachís, varios botes de fertilizantes, una balanza, diverso utillaje para la elaboración de cannabis sativa, entre otros efectos.