Las claves para practicar running en verano con seguridad

Las claves para practicar running en verano con seguridad



Vithas es el primer operador sanitario de capital 100% español y el segundo a nivel nacional. Cada año atiende a más de 4.500.000 pacientes en sus 19 hospitales y 25 centros especializados denominados Vithas Salud. Los 44 centros se encuentran distribuidos a lo largo de todo el territorio nacional, de los que destacamos los centros de Málaga, Nerja, Rincón de la Victoria y Torre del Mar.

Desde estos centros nos han facilitado una serie de consejos para esas personas que realizan con altas temperaturas el running, footing o lo que siempre hemos conocido como “salir a correr” y esta muy de moda desde hace unos años para acá, una actividad deportiva cuyo número de adeptos crece día a día en nuestro país.

Los beneficios de este están más que comprobados, pero como sucede en cualquier disciplina la planificación del entrenamiento es clave a la hora de prevenir y minimizar las posibilidades de sufrir una lesión. Debemos tener muy presente la época del año en la que nos encontremos, ya que cada estación trae consigo una serie de particularidades ambientales y las del verano influyen notablemente en nuestro ejercicio y rendimiento.

Hospital Vithas Parque San Antonio pertenece al grupo sanitario Vithas que cuenta en España con 19 hospitales y 25 centros monográficos Vithas Salud.

Para el Dr. Jerónimo Amores, facultativo ligado a la medicina deportiva desde hace más de quince años y responsable de la nueva Unidad de Salud Deportiva del Hospital Vithas, debemos focalizar nuestra atención en cinco puntos: correcta elección de la franja horaria, hidratación constante,  lubricación para evitar las temidas rozaduras, adecuar nuestro calentamiento y protegernos correctamente del sol.

Respecto al mejor momento del día para salir a correr, el doctor Amores recomienda que «si nuestras obligaciones nos lo permiten, deberíamos hacer un pequeño esfuerzo y madrugar para correr durante las primeras horas de la mañana (de 7 a 9); es el momento del día donde la temperatura ambiente es más baja y además comenzarás la jornada con las pilas cargadas».

Por otra parte, la correcta hidratación, es clave para evitar lipotimias, desfallecimientos o calambres musculares; debemos ingerir entre medio y un litro de agua por cada hora de ejercicio, incluso cuando no tengamos sensación de sed. Una gran cantidad de líquidos se pierde a través del sudor, sustancia corporal que suele provocar a su vez las típicas rozaduras o fricciones que pueden prevenirse con la aplicación de vaselinas o cremas lubricantes.

En cuanto al calentamiento, el facultativo afirma que «se deben invertir las pautas de intensidad con respecto al invierno, realizando un calentamiento previo bastante liviano y dejando para el final de la actividad física los estiramientos más intensos».

Protección solar, no sólo para la playa.

Cuando practicamos cualquier deporte al aire libre solemos dejar de lado un aspecto clave para nuestra salud: la protección de nuestra piel. En el caso de los deportes propios del verano, este punto se convierte en fundamental. «Unos minutos antes de salir a correr es conveniente preparar la piel, y para ello debemos aplicar un protector solar que sea resistente al sudor así como una crema hidratante a nuestro regreso» afirma el doctor Amores.