Las playas del litoral malagueño se tiñen de rojo y motivan en algunas como en Rincón de la Victoria que se cierren al baño

Las playas del litoral malagueño se tiñen de rojo y motivan en algunas como en Rincón de la Victoria que se cierren al baño



Buena parte de las playas del litoral de Málaga han aparecido durante la jornada de este mañana del martes con unas extrañas manchas entre rojas anaranjadas que han provocado las quejas de muchos bañistas e incluso han motivado que se impidiera el baño en algunos municipio, como es el caso de Rincón de la Victoria.

El caso es que los bañistas desde esa localidad hasta Torremolinos, pasando por playa de La Misericordia, avisaron de la presencia de unas grandes y llamativas manchas naranjas en el agua del mar, junto a la orilla. La primera opción que se barajó fue la de una posible marea roja (de algas que contienen toxinas), que habría supuesto el cierre de los caladeros de moluscos. Fuentes de la Delegación de Medio Ambiente de la Junta descartaron esta posibilidad y negaron que se hubiera decretado la prohibición de pescar.

Sin lugar a dudas la situación más compleja se produjo en Rincón de la Victoria, donde en la práctica totalidad de los cerca de ocho kilómetros de playas con los que cuenta el municipio ondeó durante alrededor de una hora, entre las 14.00 y las 15.00 aproximadamente, la bandera roja (prohibido el baño), debido a la llegada masiva de estas manchas.

DEcrHVWXYAAs2yH

El alcalde de Rincón de la Victoria, el popular Francisco Salado, ha reconocido a EFE que se ha izado la bandera roja en las playas del municipio en prevención. Algunos bañistas han afirmado haber sentido «picores» después de bañarse, por lo que se ha preferido adoptar esta medida.

Desde Rincón de la Victoria se ha dado comunicación a la Junta de Andalucía para que realice los pertinentes análisis de las aguas. Fuentes de la administración regional han asegurado no tener constancia de ello pero tras conversaciones con el Ayuntamiento de Málaga han achacado el fenómeno a la presencia de una microalga sin ningún tipo de toxicidad. Desde el Ayuntamiento de Málaga, sin embargo, se achaca a altas concentraciones de huevas de boquerón y sardina, algo común en esta época del año. El caso es que nadie aclara en verdad sobre estas manchas.

Este municipio comenzó ayer a trabajar en la disolución de las manchas naranjas con la ayuda de los barcos quitanatas. Según el edil de playas rinconero José Gómez “Pepin” (PA) no es una sustancia peligrosa, pero en contacto abundante y prolongado con la piel puede producir una reacción alérgica y urticante, como le ocurrió a varios bañistas, según su testimonio. «Estamos intentando disolverla con los dos barcos quitanatas que tenemos de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Oriental-Axarquía», puntualizó Gómez, quien pidió «tranquilidad» a los bañistas y vecinos e insistió en que se trata de «un fenómeno natural, propio de la evolución del ecosistema marino».

Se trata de una situación que viene repitiéndose ya desde hace algunos años en nuestras costas y siempre en los primeros albores del verano. Desde las autoridades se insiste en que no genera ningún problema de salubridad.

Haz un comentario

Tu dirección de email no será publicada.

Diez − tres =