Obras de acondicionamiento en Frigiliana

La finalización de las obras en las carreteras y el entorno de la zona, está prevista para el 9 de noviembre.

Obras de acondicionamiento en Frigiliana



Las concejalas de medio ambiente y mantenimiento y limpieza de Frigiliana, Lucrecia López y Lucía Raya respectivamente, han hecho balance de las obras que bajo la denominación “Acondicionamiento de cunetas y taludes y reparación de firme” supondrán, a su conclusión, una inversión total de 86.906,21€.

Las obras comenzaron el pasado 11 de julio y su finalización está prevista para el próximo 9 de noviembre. Entre las actuaciones acometidas se han limpiado cunetas y taludes de caminos, reparado el firme, y acondicionado muros de mampostería de aquellos carriles y zonas en los cuales la actuación era más necesaria.

El detalle de la inversión, que está financiado con cargo al programa AEPSA Garantía de Rentas 2016, es el siguiente:

Todo ello, cuenta con un presupuesto total de 86.906,21 euros.
La mano de obra tendrá un gasto de 56.209,59 (subvención Servicio Público de Empleo Estatal) y de 2.591,82 (aportación Ayuntamiento de Frigiliana).
Los gastos en materiales ascienden  a 28.104,80 (subvención Diputación Provincial).

Además, estará repartido en las siguientes actuaciones:

-Limpieza cunetas  y taludes de caminos:
Desbroce y limpieza superficial de terreno desarbolado por medios mecánicos hasta una profundidad de 10 cm., con carga y transporte de la tierra vegetal y productos resultantes a vertedero o lugar de empleo.

-Reparación de firmes:
Solera de hormigón de 10 cm. de espesor, realizada con hormigón HE-08 y saneo de blandón de firme granular y profundidad 35 cm, con suelo-cemento

-Muros de mampostería:
Muro de mampostería ordinaria, de espesor y altura variable, incluyendo mampuestos, mortero de agarre, rehundido de juntas, perfectamente alineado, aplomado, con preparación de la superficie de asiento, completamente terminado.

-Paso de agua:
Colocación de escollera de 50 kg en la salida de desagües con el fin de evitar la erosión y disipar la energía del agua, para velocidades superiores a 1,2 m/s, siendo el espesor de la capa de 0,5 m, incluido suministro y preparación de la superficie de apoyo.