lunes 29/11/21

Críticas de Cine: HASTA EL CIELO

La trama equilibra convenientemente escenas de acción bien rodadas, pasiones comprometidas y notas de denuncia social 

Hasta el Cielo
Hasta el Cielo

La pericia que ha demostrado Daniel Calparsoro en los thrillers de atracos (AsfaltoCien años de perdón) vuelve a relucir en esta notable película de género.

La trama equilibra convenientemente escenas de acción bien rodadas, pasiones comprometidas y notas de denuncia social que la emparentan con el llamado cine quinqui (Yo, el vaquillaPerros callejerosNavajeros).

Su impecable factura técnica contribuye a completar un entretenimiento de altura, cuya intriga va creciendo en intensidad. No obstante, el desenlace resulta menos redondo de lo esperado. 

En un barrio humilde del extrarradio de Madrid, Ángel reparte el tiempo entre los colegas y su trabajo de mecánico. Eso cambia el día que, en una discoteca, se cruza con Estrella, pareja del arrogante Poli. Este le convence para unirse a su banda, especializada en asaltar joyerías.

Una historia que nunca decae

Los primeros golpes despertarán en el chico una inusitada ambición, lo cual le llevará a buscar alianzas con tipos poderosos, a costa de sacrificar sus sentimientos.

La historia nunca decae gracias a que el guion de Jorge Guerricaechevarría (El niñoEl aviso). Se preocupa de multiplicar los focos de atención, incorporando paulatinamente nuevos personajes, a quienes acierta a caracterizar convenientemente, incluso en roles secundarios.

A modo de espiral, los acontecimientos adquieren mayores dimensiones, apoyándose en la asumible transformación del protagonista, atenazado por unas encrucijadas difíciles de resolver. Con ánimo de dinamizar su desarrollo, el relato se traslada en varias ocasiones desde la capital a Ibiza, aun cuando esas idas y venidas no siempre están suficientemente justificadas. 

Localizaciones brillantes

La realización se luce a lo largo del metraje, particularmente en los robos y persecuciones, donde los movimientos de cámara y las tomas aéreas, confieren a esas secuencias un tono especialmente vibrante.

Por su parte, las diferentes localizaciones permiten subrayar el cariz marginal de los ambientes al que pertenecen los jóvenes delincuentes, desgraciadamente muy similares a aquellos ya retratados décadas atrás por los films de José Antonio de la Loma y Eloy de la Iglesia. 

Miguel Herrán (La casa de papel) completa una interpretación elogiable, dando el perfil preciso en todo momento. A su lado brillan la frescura de Carolina Yuste (Carmen y Lola) y la sólida presencia del debutante Richard Holmes; mientras Luis Tosar, Asia Ortega y Fernando Cayo cumplen sobradamente en papeles clave pese a su menor recorrido.

 

Jose Antonio Diaz 

Críticas de Cine: HASTA EL CIELO
Comentarios