miércoles 25/11/20

Conciliar se ha convertido en un reto frente a la pandemia

Andalucía contará con nueve líneas de ayudas para facilitar la igualdad real y evitar que las mujeres abandonen el mercado laboral.

La conciliación se ha convertido en un nuevo desafío ante las nuevas condiciones de vida que ha impuesto  la denominada como nueva normalidad. En esta situación, la mujer sigue llevándose la peor parte. Así, asume principalmente las cargas familiares frente a los hombres. Además, los sectores con mayor presencia de mujeres trabajadoras son precisamente los que más se están viendo perjudicados por la crisis económica que ha causado el Covid-19.

Tipos de ayudas

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el virus está golpeando especialmente a sectores como el alojamiento y la restauración; las actividades inmobiliarias, comerciales y administrativas, la fabricación y el comercio. Precisamente, el 41% del empleo femenino está concentrado en esos sectores, frente al 35% del masculino, por lo que las mujeres se están viendo seriamente perjudicadas. Igualmente, la mujer también afronta mayores dificultades para poner en marcha sus propios negocios. Pese a que un 50,7% de la población total está representada por mujeres, apenas suponen un 34% de los autónomos andaluces.

Para contribuir a paliar esta situación, en Andalucía se aprobó el pasado 9 de octubre una orden reguladora cuyo objetivo es propiciar mejores condiciones para que la mujer no tenga que abandonar el mercado laboral, y propiciar que tanto hombres como mujeres puedan conciliar sus tareas labores con las familiares. Esta orden de la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo recoge hasta nueve líneas distintas de ayudas que se irán poniendo en marcha, y que cubren un amplio abanico de posibilidades, desde el teletrabajo, el cuidado de menores y de personas dependientes, y hasta la promoción de actividades lúdicas extraescolares. Todo un paquete de incentivos que contará con un presupuesto inicial de 6,9 millones de euros.

Conciliar se ha convertido en un reto frente a la pandemia
Comentarios