jueves. 18.08.2022

Los perros de ‘Huellas en el Corazón’ vuelven al Hospital de la Axarquía

Tras contrastar los beneficios sobre el control de la ansiedad, la intervención con perros se extiende a enfermería y al debut de la diabetes infantil

WhatsApp-Image-2021-03-09-at-19.33.57
Perros de ‘Huellas en el Corazón’

El Programa de Intervención Asistida con Perro (IAP) ‘Huellas en el Corazón’ del Hospital de la Axarquía, centro adscrito al Área de Gestión Sanitaria Este de Málaga-Axarquía, vuelve de manera presencial, después de dos meses de ausencia por protocolo Covid, para dar soporte a los pacientes pediátricos y a los menores que acuden al centro, y ahora también para apoyar la consulta de enfermería y en el debut diabético infantil.

El programa ‘Huellas en el Corazón’ de la entidad de intervenciones asistidas Perruneando avalado por la Cátedra Animales y Sociedad de la Universidad Rey Juan Carlos, se desarrolla desde el pasado mes de octubre de 2020 en la Unidad de Pediatría del centro hospitalario, como una actuación integrada en su Plan de Humanización.

30 intervenciones realizadas durante los 12 primeros días

El programa puede atender a menores desde los ocho meses hasta la adolescencia, si bien la franja de edad más frecuente de las 30 intervenciones realizadas durante los 12 primeros días en el Hospital de la Axarquía ha sido entre los tres y los 10 años.

Las actuaciones de los perros y los profesionales de ‘Huellas en el Corazón’ aportan soporte emocional en diferentes áreas pediátricas del centro, principalmente en las estancias hospitalarias y las consultas de pediatría. La interacción con los perros, en estos casos, consigue reducir los niveles de estrés y ansiedad de los menores, así como el dolor y autoconcepto durante el tiempo de hospitalización o el previo a la consulta médica.

La presencia del perro es apreciada también para abordar determinadas técnicas médicas y de enfermería gracias a los estados de calma que ayudan a generar en los niños y niñas. Por este motivo, el programa se va a extender al área de enfermería.

Factores emocionales​

Asimismo, el Servicio de Pediatría ha considerado incluir las intervenciones con perro en las consultas de debut de diabetes infantil. El diagnóstico de una enfermedad crónica que además introduce cambios en los hábitos de vida, como ésta, puede afectar al estado de ánimo del niño/a diagnosticado y de su entorno.

Tan importante como abordar la enfermedad es considerar los factores emocionales que se desencadenan cuando se conoce el diagnóstico y se inicia el proceso de adaptación, un momento adecuado para contar con el soporte emocional que aportan los perros. Además, su compañía contribuye a generar en los menores una imagen positiva del hospital, al que van a estar ligados por el carácter crónico de su enfermedad.

Los perros de ‘Huellas en el Corazón’ vuelven al Hospital de la Axarquía
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad