Physical Address

304 North Cardinal St.
Dorchester Center, MA 02124

La fascinante razón detrás del Día mundial sin WiFi el 8 de noviembre

  • El Día Mundial sin Wi-Fi se conmemora cada 8 de noviembre.
  • Se celebra para visibilizar los riesgos de las radiaciones emitidas por las redes Wi-Fi.
  • Según el geobiólogo Joan López, las radiaciones de las redes Wi-Fi son una contaminación silenciosa y un tóxico ambiental.
  • El experto afirma que la radiación de las antenas repetidoras es más virulenta que otras y está respaldado por más de 60 estudios.
  • La FAI declaró el 8 de noviembre como el Día Mundial sin Wi-Fi para demostrar que es posible estar conectados de manera sana a través de cables y fibra óptica.

Importancia del Día Mundial sin Wi-Fi

El Día Mundial sin Wi-Fi es una celebración importante ya que nos permite tomar conciencia sobre los riesgos de la exposición constante a las radiaciones de las redes inalámbricas. Según el geobiólogo Joan López, estas radiaciones son una contaminación silenciosa y un tóxico ambiental que pueden tener efectos negativos en nuestra salud. Además, López destaca que la radiación de las antenas repetidoras es especialmente virulenta y está respaldado por numerosos estudios.

Al conmemorar este día, se busca promover el uso de conexiones por cable y fibra óptica como alternativas más seguras y saludables. Joan López afirma que estas opciones ofrecen una velocidad de navegación similar a la de las redes Wi-Fi, por lo que no hay necesidad de exponernos a las radiaciones. Es importante que las personas tomen conciencia de los riesgos y busquen formas de protegerse y mantenerse conectados de manera sana.

Origen del Día Mundial sin Wi-Fi

El Día Mundial sin Wi-Fi fue declarado por la Fundación para la Salud Ambiental (FAI) con el objetivo de crear conciencia sobre los riesgos de las radiaciones de las redes inalámbricas. La fecha elegida, el 8 de noviembre, busca llamar la atención sobre la necesidad de encontrar alternativas más seguras para estar conectados a Internet.

La FAI busca promover el uso de conexiones por cable y fibra óptica, que no emiten radiaciones, como una forma de proteger nuestra salud. Esta celebración nos invita a reflexionar sobre la importancia de estar informados y tomar medidas para reducir nuestra exposición a las radiaciones de las redes Wi-Fi, especialmente en lugares donde pasamos mucho tiempo, como nuestras casas y lugares de trabajo.

Riesgos de las radiaciones de las redes Wi-Fi

Según el geobiólogo Joan López, las radiaciones emitidas por las redes Wi-Fi son una contaminación silenciosa y un tóxico ambiental. Estas radiaciones han sido respaldadas por 139 estudios y se ha demostrado que pueden tener efectos negativos en nuestra salud.

López destaca que la radiación de las antenas repetidoras es especialmente virulenta y está respaldado por más de 60 estudios. Por ello, es importante tomar conciencia de los riesgos y buscar alternativas más seguras, como las conexiones por cable y fibra óptica, que no emiten radiaciones.

Alternativas más seguras para estar conectados

Ante los riesgos de las radiaciones de las redes Wi-Fi, es importante buscar alternativas más seguras para estar conectados a Internet. Joan López, geobiólogo y experto en descontaminación electromagnética, recomienda el uso de conexiones por cable y fibra óptica.

Estas opciones no emiten radiaciones y ofrecen una velocidad de navegación similar a la de las redes Wi-Fi. Además, el uso de cables y fibra óptica nos permite reducir nuestra exposición a las radiaciones y proteger nuestra salud. Es importante que las personas tomen conciencia de estas alternativas y busquen formas de mantenerse conectados de manera sana y segura.