Inicio / Actualidad / Se buscan a once fugitivos ingleses que podrían estar en nuestra provincia

Se buscan a once fugitivos ingleses que podrían estar en nuestra provincia

La Agencia Nacional contra el Crimen británica (NCA) y la organización benéfica Crimestoppers han lanzado recientemente una nueva edición de la campaña Captura, que este año tiene como gran objetivo localizar y detener a once fugitivos de la justicia británica que podrían encontrarse por la Costa del Sol u otros puntos del país en los que tradicionalmente este tipo de delincuente trata de pasar desapercibido entre tantos turistas.

Los fugitivos, entre los que hay sospechosos de asesinato, agresores sexuales y narcotraficantes, son los once casos que faltan por resolver en una lista de 96, de los que 84 ya han sido detenidos en ediciones anteriores de Captura. Todos los buscados tienen alguna relación con España, aunque las fuerzas de seguridad que han facilitado de igual manera sus identidades, sospechan que con el paso del tiempo es posible que se hayan desplazado por otros países y que estén utilizando identidades falsas, según ha advertido la Embajada británica.

Cinco de los fugitivos están relacionados con delitos de narcotráfico, dos con asesinatos, tres por agresiones y una por delitos económicos. Los organizadores de Captura pretenden recordar sus datos ahora que millones de británicos comienzan sus vacaciones estivales en el extranjero.

Uno de los perfiles más destacados es el de Sarah Panitzke (45 años, Fulford), que está en busca y captura por la Administración de Hacienda y Aduanas del Reino Unido acusada de blanquear unos 1.000 millones de libras para un grupo criminal implicado en un fraude del IVA.

Para cometer estos fraudes, Sarah viajó por Dubai, España y Andorra, entre otros lugares. Se fugó en mayo de 2013, antes de que finalizara su juicio. Panitzke tiene acento de Yorkshire y mide alrededor de 1,65. Dieciocho miembros de su banda ya han sido condenados. En la lista también aparece el supuesto asesino Allan Foster, de 43 años y huido desde mayo de 2006, cuando asesinaron a tiros a David Rice mientras se encontraba en su coche en la localidad británica de South Shields. Kevin Parle, alias Hemp (39 años, Liverpool) es buscado en relación con dos asesinatos ocurridos en Liverpool en 2004 y 2005. Mide alrededor de 1,98 metros y es pelirrojo.

Por su parte, Derek McGraw Ferguson (56 años, Glasgow), es buscado por el asesinato de Thomas Cameron en junio de 2007 en la taberna The Auchinairn Tavern, en Bishopsbriggs, cerca de Glasgow. Es calvo, tiene ojos verdes/azules y mide alrededor de 1.55. Extremadamente violento es Jonathon Kelly (38 años, Glasgow). Las autoridades británicas le buscan por incumplir su libertad bajo fianza.

Le atribuyen varias agresiones, entre ellas, paralizar a una víctima con un machete. Mide alrededor de 1,78, es de complexión corpulenta, con ojos azules/grises y a veces se deja barba. Tiene acento escocés y cicatrices en ambos lados de la cara, brazos y mano derecha. A Fatah Benlaredj (42 años, Manchester, apodado Samir) se le busca por violar a una niña de siete años en 2007.

NARCOTRÁFICO

Relacionados con casos de tráfico de drogas, la justicia británica intenta localizar a John Barton (63 años, Nottingham). Barton fue condenado en ausencia a una pena de prisión de 20 años en 2003 por conspirar para importar heroína para su venta. Mide alrededor de 1,68 y desde hace años se cree que tiene contactos en Fuengirola. A Shashi Dhar Sahnan (61 años, Leicester) se le acusa de importar heroína hacia el Reino Unido en 2007. Nació en India, lleva un audífono en el oído derecho y es un hombre corpulento de alrededor de 1,70 de altura. A Daniel Dugic (38 años, Serbia), se le supone un papel «fundamental» en la importación de 255 kilos de cocaína al Reino Unido con un valor de mercado de unos 53 millones de libras.

Dominic McInally (28 años, Liverpool) es el supuesto líder de una banda de narcotraficantes que pretendía ingresar unos 1,25 millones de libras al mes. Está en busca y captura por la policía de Merseyside como sospechoso de conspiración para suministro de cocaína. Mide alrededor de 1,78 metros y es rubio. Por último, Mark Quinn (55 años, Liverpool), está en busca y captura por la policía de Escocia por su supuesta implicación en la distribución de anfetaminas por valor de 11 millones de libras. Es un hombre corpulento y mide alrededor de 1,75. Daniel Bowes, al que buscaba la Policía Metropolitana de Londres, ya no está en la lista de fugitivos por petición de la Fiscalía y su euroorden se va a retirar. El último arrestado y extraditado a Reino Unido como parte de la operación Captura ha sido Christopher Guest More Jr, de 41 años, que en junio fue detenido en Malta tras llevar 16 años fugado.

Check Also

Aumentan los accidentes laborales en el campo

Suben un 11,5 por ciento los accidentes laborales en el sector de la agricultura y …

error: Contenido protegido

Si continúas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar