Physical Address

304 North Cardinal St.
Dorchester Center, MA 02124

Descubre el fascinante mundo del neuro interiorismo: decoración para una vida plena y feliz

El neuro interiorismo: Diseñando espacios para la felicidad y el bienestar

El neuro interiorismo es una disciplina emergente en la arquitectura que se centra en diseñar espacios que promueven nuestra salud mental. La pandemia ha resaltado la importancia de nuestro entorno físico en nuestro bienestar general, y el neuro interiorismo se ha posicionado como una respuesta a esta necesidad. La neurocientífica Eve Edelstein, pionera en la aplicación de la neurociencia a la arquitectura, sostiene que el diseño de un espacio puede ayudarnos a relajarnos o apoyar un estado mental creativo. Cada aspecto del entorno influye en determinados procesos cerebrales, vinculados a la felicidad y el bienestar.

Aplicando el neuro interiorismo en la vida cotidiana

Para entender cómo aplicar el neuro interiorismo en nuestra vida diaria, conversamos con las diseñadoras de interiores y pioneras en Argentina de esta disciplina. Según ellas, el neuro interiorismo busca potenciar el bienestar a través de diferentes recursos y herramientas. El primer paso es escuchar al otro para evaluar qué podemos aportar a su bienestar desde el diseño. No se trata solo de elegir un sillón que combine con la mesa o la alfombra, sino de crear un espacio donde la persona se sienta identificada y a gusto. La disciplina del neuro interiorismo se apoya en una serie de principios y herramientas. Algunas de las más conocidas son el uso de materiales naturales, la gestión de la luz solar, la incorporación de plantas y espacios verdes, la delimitación de espacios y la elección de colores.

Cinco claves del neuro interiorismo

1. Materiales naturales: Las texturas y la nobleza de los materiales, tanto para el mobiliario como para la decoración y la iluminación, son un aspecto clave del neuro interiorismo. 2. Luz solar: La arquitectura puede influir en nuestra vigilia o cansancio al gestionar la exposición a la luz natural diurna y nocturna. 3. Verde, mucho verde: Ubicar en distintas zonas de la casa plantas naturales con diferentes tonalidades de verdes es un recurso clave para evocar a la naturaleza en espacios urbanos. 4. Espacios delimitados: Es importante tener espacios delimitados para diferentes actividades y necesidades. 5. El poder del color: Los tonos claros aportan una mayor armonía, dan sensación de amplitud y de orden. En resumen, el neuro interiorismo es una disciplina que busca mejorar nuestro bienestar a través del diseño de nuestro entorno físico. Con la creciente conciencia sobre la importancia de la salud mental, es probable que esta disciplina continúe ganando terreno en el mundo de la arquitectura y el diseño de interiores.